Una de las cosas que más me gusta de ir en metro es mirar qué libros lee la gente corriente. El suburbano es a horas punta una enorme biblioteca móvil. A veces me quedo tan absorta tratando de vislumbrar un título, que mi hija, cuando va conmigo, me da un codazo y me insta a que deje de observar al prójimo como si estuviera sentada en un teatro y no “bajo tierra”.

Calle de las Tiendas Oscuras. Qué libros lee la gente corriente Hace poco, vi a una chica que iba ensimismada leyendo el mismo libro que yo me había terminado cuatro paradas antes. No pude por menos de hablarle de semejante azar, sacando mi ejemplar del bolso. Ella, amable, me preguntó si me había gustado el final y le respondí que mucho. Se trataba de Calle de la Tiendas Oscuras de Patrick Modiano (Anagrama), extraordinario, regalo de mi amigo Carlos. Un trasbordo más y nos habríamos intercambiado teléfonos.

La Joya de Meggernie. Qué libros lee la gente corrienteÚltimamente he reparado en una vecina del barrio que pasea a su perro a la misma hoy que yo al mío. La que suscribe siempre va con prisa, tirando del pobre bicho como si en lugar de a pasear fuéramos a sofocar un fuego. Ella, sin embargo, camina con su mascota sin correa, liviana, porque las manos las tiene ocupadas con un libro electrónico que ilumina con dos focos diminutos y que maneja sin temor a tropezar y caerse. La lectora dichosa se llama Rosalía, es comercial financiera y acaba de empezar La Joya de Meggernie, de Kate Danon. ¿Por qué lo sé? Porque decidí preguntarle sin más mientras mi perro tiraba de mí y el suyo la esperaba paciente.

Gracias a Rosalía he descubierto a una autora romántica que no estaba en mi nómina. Pero es que, además, me ha dado la idea de este post: preguntar a personas de la calle, anónimos como tú y como yo, qué les gusta leer y por qué lo recomiendan. Me ha costado hacer una selección así sin más, lo confieso: no todos los que he detenido en mi búsqueda son lectores ni todos los lectores lo son de temas… ligeros. Un corredor de seguros que practicaba footing me contestó que él lee mucho, pero derecho civil, normativa administrativa, leyes… Asuntos que nos vienen muy bien a todos, aunque no sean del todo digeribles para el común de los mortales.

Paula

También esto pasará. Qué libros lee la gente corrienteOtros, como una abuelita que tomaba un café en una terraza del centro, accedió a mostrarme su lectura, También esto pasará de Milena Busquets (Anagrama) y a contarme que se lo prestó su hija. Pero Paula, la anciana lectora, no me dejó hacerle foto. Lástima, pero gracias igualmente, Paula. Es una preciosidad de obra la de Busquets, buceando en las procelosas relaciones de la autora con su madre.

 

 

Dicho esto, aquí está mi listado de ciudadanos que se han prestado a mi “asalto” en parques, jardines y aceras. A todos ellos, mi agradecimiento infinito. Y a vosotros, que os sirvan sus ideas encontradas en las calles, donde nacen las grandes historias.

 

Esther Marco, diseñadora de páginas web

Esther Marco. Qué libros lee la gente corrienteEl Pentateuco de Isaac. Qué libros lee la gente corriente“Me encantó El Pentateuco de Isaac, de Angel Wagenstein (Libros del Asteroide). Es la historia de una persona en una situación desconcertante que vive sucesivos momentos históricos, pero al mismo tiempo, un canto a la vida”.

 

 

Silvia, ingeniera Agrónoma

SilviaEl sueño del celta. Qué libros lee la gente corriente“Estoy con El Sueño del celta, de Vargas Llosa

(Alfaguara). Te acerca un personaje histórico de forma que puedes conocer sus defectos y sus virtudes. Y a través de este personaje se conectan dos hechos históricos que no pensaba que pudieran ser simultáneos en el tiempo, relacionados con el Congo Belga e Irlanda”.

 

Jesús Maroto, funcionario

Jesús Maroto. Qué libros lee la gente corrienteUna novela criminal. Qué libros lee la gente corriente“La última de Jorge Volpi, Una novela criminal (Alfaguara), por cómo describe la realidad mexicana, con crudeza y realismo”.

 

Carlos Montenegro, comercial

Carlos Montenegro. Qué libros lee la gente corrienteSueños robados. El baloncesto yugoslavo. Qué libros lee la gente corriente“Estoy leyendo Sueños robados. El baloncesto yugoslavo, de Juanan Hinojo (JC Clementine). Una apasionante descripción de lo que era el baloncesto de los Balcanes antes de la guerra. Cojonudo”.

 

Lidia Nieto, periodista

Lidia Nieto. Qué libros lee la gente corrienteLa desaparición de Stephanie Mailler. Qué libros lee la gente corrienteLa desaparición de Stephanie Mailer, de Joel Dicker (Alfaguara). Lo empecé porque me encantó el primero, La verdad sobre el caso Harry Quebert, pero éste segundo repite el mismo esquema y se me está haciendo aburrido”.

Paco Gómez, funcionario

Ángel González. Qué libros lee la gente corrientePalabra sobre palabra. Qué libros lee la gente corriente“El libro de poesía de Ángel González, Palabra sobre palabra (Seix Barral). Me gusta por sus vivencias y por su ritmo. Y también me encanta la poesía de Gloria Fuertes”.

Arancha Toledano, licenciada en Derecho

Arancha Toledano. Qué libros lee la gente corrienteLa librería Vidal. Qué libros lee la gente corrienteLa librería Vidal de Juan Luis Vanrell (Chiado Editorial). Se podría pensar que la novela va a girar en torno a la librería y al mundo de los libros, pero no… : fotografía , pintura, escultura…. Y hay también un mundo de catas, vinos y curiosidades gastronómicas que dan un contrapunto a la melancolía de la novela. Y se va desvelando la vida de Adolfo Vidal, verdadero protagonista. Un libro que engancha y que deja un buen sabor de boca, como un buen vino.

Patricia García, fisioterapeuta

Patricia García¿Me acompañas? Qué libros lee la gente corriente“Me encanta ¿Me acompañas?, de Sergi Torres
(Ed. Urano). Me gusta el autor, su filosofía y su forma de ver la vida, que me ayuda a reflexionar”.

Rubén Barba, consultor TI

Rubén Barba. Qué libros lee la gente corrienteViaje a Portugal. Qué libros lee la gente corriente“Ando con Viaje a Portugal, de Saramago (Alfaguara). Describe fenomenal cómo son ese país y los portugueses”.

 

 

 

 

Lo dicho, mis sinceras gracias a todos por sus excelentes sugerencias. Me han sido muy útiles y evidencian que la literatura está en cada rincón y en cada persona.