Lo reconozco, cada día me gusta más comprar por internet. Ni colas en el probador ni en la caja. Desde casa, con la tablet, el móvil u ordenador… como más te guste. Visitando tus webs favoritas, consiguiendo esa prenda que te encanta… ¿te imaginas mejor plan? ¿Y si te dijera que existe un día de la semana en el que la compra te puede salir más barata?

Pues sí, lo hay. Según el estudio que ha realizado Idealo.es, uno de los comparadores de precios online más importantes de Europa, el viernes es el día más barato para comprar online. Llama la atención que justo coincide con el inicio del fin de semana y es cuando la gente suele salir a hacer sus compras. Desde Idealo.es apuntan a que “puede tratarse de una muy buena estrategia por parte de las tiendas online para competir con los comercios tradicionales”.

¿Y el día más caro?

Estudio de Idealo no deja lugar a dudas, “los martes y los miércoles son los días en los que los precios suelen ser más altos. El caso de los jueves es particular, ya que se revela como el día más caro para adquirir determinados artículos, como gafas de sol o videoconsolas, pero también es el día más barato a la hora de comprar cámaras réflex u ordenadores portátiles”. Cabe destacar que el jueves también es el día preferido por los españoles para buscar productos y hacer compras online. “Durante esta jornada se realizan un 16% más de búsquedas que la media semanal”.

¿Cuál es la mejor hora para comprar?

Uno de los mejores momentos es cuando llaman a tu puerta, y es el mensajero que te trae tu pedido de ropa, ¿no crees? Bueno pues si no quieres que el envío se demore más de la cuenta, te recomiendo que hagas el pedido a primera hora de la mañana. De esta forma el paquete se enviará ese mismo día y tendrás que esperar menos a tu pedido.

Como ser una experta compradora online

Desde idealo.es siempre comprobamos que las tiendas online cumplan una serie de requisitos antes de integrarlas en nuestro comparador de precios y ponemos especial atención en unos gastos de envío transparentes, en la flexibilidad en cuanto a las formas de pago y en los aspectos legales y la solvencia. Aún así, a nivel de usuario es muy importante realizar una serie de comprobaciones antes de cerrar una compra por primera vez en una tienda online.

Presta atención a las opiniones de otras compradoras. Esto es importante siempre que compres en una página web nueva. Busca los comentarios de otros clientes, ya que son la mejor carta de presentación para cualquier web.

Política de privacidad de datos. Asegurarse de que los datos personales y sobre el pago se procesarán de forma segura (https) y comprueba si existe alguna opción de contacto directo con la tienda (teléfono o e-mail).

Ojo con las contraseñas. En muchas ocasiones es necesario estar registrado para poder comprar. En esos casos, pon una contraseña diferente a la que tengas en su correo electrónico o perfiles sociales. Lo mejor es utilizar una contraseña exclusiva para estar más protegida.

Fíjate en si se puede devolver. Otra factor muy importante cuando hacemos compras por Internet es la política de devoluciones. Cerciórate de que puedes devolverlo o cambiarlo, y que no te van a cobrar por el envío.