Hoy compartimos una deliciosa receta de nuestros amigos del blog El lunes cierro el pico. Amantes de la buena cocina sana y natural como nosotros, nos proponen esta sencilla Ensalada de salmón y gulas.

No es la primera vez que utilizamos el salmón como ingrediente principal de nuestras recetas. Recordad el  Tartar de salmón y aguacate que hicimos en su día.

Ensalada de salmón y gulas, fuente de proteínas

Y es que el salmón ahumado es una buena fuente de proteínas.  También contiene vitaminas del complejo B, vitamina D, magnesio y selenio. Si bien en esta porción contiene 3,67 gramos de grasa, la mayoría proviene de las grasas monoinsaturadas saludables para el corazón. El salmón es también una buena fuente de ácidos grasos omega 3. Eso sí, también tiene su parte negativa. El salmón ahumado también suministra una cantidad considerable de sodio. Por eso, lo más recomendable es no abusar de su consumo.

La lechuga ayuda a conciliar el sueño

Por otra parte, la lechuga es otro de los ingredientes fundamentales de este plato. Entre otros aspectos, podemos indicar que es rica en fibra, lactucina, pectina y betacarotenos; vitaminas como B1, B2 y B3, A, E y C; así como minerales tales como el potasio, sodio, magnesio y calcio. Además su alto contenido en hierro ayuda a combatir la anemia, el cansancio y la fatiga. Es ideal como remedio casero para la gripe y para los resfriados, ya que fortalece las vías respiratorias. En estos casos, una buena ensalada cuyo ingrediente principal sea la lechuga puede ayudar, y mucho.

Y por si fuera poco, gracias a sus cualidades analgésicas ayuda de forma muy positiva a la hora de aliviar las tensiones nerviosas, el dolor, regula las palpitaciones de nuestro corazón y es especialmente útil a la hora de ayudarnos a conciliar mejor el sueño.

Ingredientes

  • Cajita de tomates Cherry
  • Bolsa de lechuga (de brotes tiernos)
  • 1 bola de queso de mozarella
  • Un paquete de salmón ahumado
  • 1 paquete de gulas
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Vinagreta balsámico

Paso a paso

  1. Limpia los tomates Cherrys y la lechuga.
  2. Parte por la mitad los tomates Cherry, corta en cuadrados el salmón ahumado y en tacos el queso mozarella.
  3. Por otro lado, en una sartén, haz las gulas.
  4. Para ello, echa un chorrito pequeño de aceite en la base de la sartén, pela un ajo y dóralo.
  5. Cuando ya esté dorado, retira y echa las gulas y saltéalas.
  6. En un bol/plato hondo echa la lechuga, los tomates Cherry partidos, los cuadrados de salmón y los tacos de mozarella.
  7. En un cuenco echar un buen chorro de aceite de oliva virgen extra (6 cucharadas aproximadamente), un chorro de vinagre balsámico (2 cucharadas aprox.) y un pellizco de sal y remueve bien hasta que la vinagreta esté bien ligada.
  8. Echa la vinagreta en el bol con todos los ingredientes y remueve hasta que toda la ensalada quede bien impregnada de ésta.
  9. Por último pon encima de la ensalada las gulas. Y ¡a disfrutar!