Si tienes hijos, seguro que estás pasando por una de las épocas más temidas: la de los exámenes finales. Que no cunda el pánico. Hoy te voy a hablar de 6 alimentos indispensables para sacar buenas notas. Se trata de alimentos altamente beneficiosos para el cerebro. Y así nos lo confirman las nutricionistas de Alimmenta. Y si no tienes hijos ni tampoco exámenes, incluir estos alimentos en tu dieta tampoco te vendrán mal para alimentar tu cerebro.

Alimentos indispensables para sacar buenas notas

De hecho, desde Alimmenta nos recuerdan que en épocas de gran actividad cerebral, por ejemplo, en temporada de exámenes en el caso de los estudiantes, o si nuestro trabajo requiere de gran concentración, es importante cuidar nuestra alimentación. Hay alimentos que pueden ayudarnos a estar más ágiles o mejorar nuestra memoria y concentración.

Qué comer durante los exámenes

¿Estás a punto de ir a la compra? Pues saca lápiz y papel y anota no solo la lista de alimentos para la primavera, sino también estos alimentos altamente beneficiosos para el cerebro.

Frutos secosPistachos. Alimentos indispensables para sacar buenas notas

Se trata de un tipo de alimento muy completo, pues representan un beneficio para muchas funciones del cuerpo humano. Aportan vitaminas B y E, además de minerales como el fósforo, el magnesio y el potasio. Ayudan a mantener una buena salud cardiovascular y a asegurar que los órganos reciben el suficiente oxígeno y la suficiente sangre para su buen funcionamiento, incluido el cerebro. Además, por ejemplo, las nueces contribuyen a mejorar la memoria a corto plazo. Y los pistachos pueden ayudar a prevenir los accidentes cerebro vasculares y la pérdida de memoria.

 

Semillas de chía

Las semillas de chía son una fuente importante de omega 3, que previene el envejecimiento de los tejidos. Además, favorecen el funcionamiento de las neuronas y la actividad cerebral. Si quieres saber más sobre este alimento adaptógeno, consulta el post que dedicamos a estos alimentos.

Semillas de chía. Alimentos indispensables para sacar buenas notas

 

Aceite de oliva

Las grasas saludables de este “oro líquido” favorecen la circulación de la sangre por nuestro organismo y esto mejora el funcionamiento de nuestros órganos, incluido el cerebro. Toda la información sobre el aceite de oliva búscala en el post 6 preguntas básicas sobre el aceite de oliva.

Pescados

Los pescados son una fuente importante de fósforo, mineral que ayuda a fortalecer el cerebro y mejorar la memoria. Por supuesto, el consumo de pescado azul, rico en omega 3, aporta beneficios tanto para el corazón como para nuestro cerebro. Te propongo que esta noche para cenar, apuestes por una hamburguesa de atún.

Cacao

Consumido con moderación, el cacao es un alimento muy sano. Sus antioxidantes evitan el envejecimiento prematuro del mismo. También favorece el flujo sanguíneo que llega al cerebro y esto mejora las habilidades cognitivas. Además es rico en magnesio, que ayuda en la nutrición de nuestro sistema nervioso. También aporta energía y reduce el nivel de estrés.

Buena hidratación

El agua es responsable del 85% del peso del cerebro, así que mantenerse bien hidratado es imprescindible. Es importante hidratarse durante todo el día con agua, zumos naturales o infusiones. Si te hidratas adecuadamente estarás favoreciendo el aumento del volumen de tu cerebro.

Rutinas para el día a día

Como nos recomiendan desde Alimmenta “no se trata de abusar de estos alimentos, sino de introducirlos de una forma saludable en nuestra dieta. Se puede fomentar su consumo de forma adecuada durante temporadas de estrés. Y si es posible, acompañado del resto de hábitos saludables que, como ejemplo, a continuación mecionamos”.

Niña jugando al tenis. Alimentos indispensables para sacar buenas notas

  • Hacer ejercicio
  • Seguir una rutina
  • Buscar momentos de desconexión durante la semana.
  • Dormir las horas necesarias son hábitos saludables que aconsejan los expertos. Todo esto puede ayudarnos a rendir más y a soportar mejor el estrés.

También debes controlar tu ansiedad

Desde la web de Raylex (producto que nos ayuda a dejar de comernos las uñas) nos advierten que, en estos meses de agobio extremo, cualquier pequeño detalle es motivo de ansiedad. Los plazos de entrega y las fechas de los exámenes finales empiezan a llenar nuestras agendas y nuestras tardes de quehaceres. De hecho, más del 25% de los alumnos puede ver afectado su rendimiento por culpa de la dichosa ansiedad.

Si durante estas semanas notas que tu hijo se muerde las uñas más de lo habitual, se chupa los labios o chasquea los dedos, es porque está intentando paliar la ansiedad.

Tips para mantener la calma

  • Es importante que identifiquemos el tipo de ansiedad que sentimos que puede ser de origen racional o irracional. Según los expertos  “un alumno puede padecer ansiedad racional si no estudia o no utiliza las técnicas más convenientes, en estos casos se dice que el problema surge porque no tiene hábitos y técnicas de estudio adecuados”. Por otro lado, aquellos alumnos que sí estudian, pero se ponen nerviosos ante el examen y rinden menos, pueden padecer ansiedad irracional.
  • Para tratar de calmarnos, los afectados por ansiedad racional es importante programar un tiempo de estudio e interiorizar algunas útiles técnicas de estudio. También es importante adoptar algunas medida de autocontrol para conocer los factores que influyen en nuestros comportamientos como el ambiente y el lugar en el que se estudia.
  • En el caso de la ansiedad irracional es importante relajarse de forma adecuada, aprendiendo técnicas de relajación como la respiración profunda o la relajación progresiva. Lo más complicado en estos casos es controlar los pensamientos que nos vienen a  la mente. Para ello, es importante tratar de cambiar los pensamientos negativos por otros más positivos. En estos casos el perfeccioniso y la autoexigencia extrema pueden afectarnos negativamente, por lo que deberíamos sustituirlas por otras que favorezcan nuestra tranquilidad.
  • La motivación. Hace un tiempo ya os hablamos de la importancia de motivar a nuestros hijos. En plena época de exámenes es buen momento para volver a leerlo y poner en práctica las conclusiones obtenidas.

Vigila tu postura mientras estudias

Junto con la lista de los 6 alimentos indispensables para sacar buenas notas y las claves para controlar la ansiedad, hay otro tema fundamental que hay que controlar a la hora de enfrentarnos a los exámenes. Se trata de la postura que debemos adoptar mientras estudiamos. Sí, como lo has leído, una mala postura hará que no te relajes, que te duela la espalda y, por tanto, no consigas concentrarte. Toma nota de los consejos de María José Fuster Juan, miembro de Saluspot y fisioterapeuta en Clínica Fuster.

  • Si está sentado en una mesa el estudiante debe colocar el libro en un atril. De esta forma no flexionará el cuello al leer y su mirada será lo más horizontal posible.
  • La espalda debe estar erguida y apoyada en el respaldo de la silla. Y los antebrazos sobre la mesa o el reposabrazos.
  • La altura de la silla debe permitir tener los pies bien apoyados en el suelo formando un ángulo de 90º con las piernas, y si no es posible usará un reposapiés.
  • Es importante que no esté más de una hora sin levantarse y que estire los músculos.
  • Una buena postura corporal permite que los músculos trabajen de forma correcta. Si además el estudiante se levanta y se estira, mejorará la circulación sanguínea al aportar más oxígeno a los músculos, de forma que evitará la fatiga, las sobrecargas y las contracturas musculares.